Martes , diciembre 11 2018

Bélgica dominó, ganó y se subió al podio de Rusia 2018

Con un gol de Thomas Meunier a los 3 minutos de juego, y uno de Hazard en el segundo, Bélgica venció al equipo de Southgate por 2 a 0 y se quedó con el tercer lugar del Mundial de Rusia 2018.

El lateral Thomas Meunier adelantó a la selección de Martínez con un gol en el minuto 3, tanto que les permitió a los Diablos Rojos tomar el dominio del encuentro.

El gol llegó con una jugada por callejón central con Kevin De Bruyne tocando para Romelu Lukaku, quien vio el desmarque del lateral izquierdo Nacer Chadli, y este mandó la pelota al área para que conectara Meunier y anotar el 1 a 0.

Bélgica dominó el juego durante la primera mitad, aunque su dominio no se tradujo en intervenciones del arquero inglés Jordan Pickford salvo en una ocasión.

Inglaterra por su parte, reaccionó tras el tanto, pero solo generó peligro en jugadas aisladas, como una habilitación de Raheem Sterling para Harry Kane, quien sin marcas no pudo pegarle bien a la pelota en la más clara del equipo británico en la primera mitad.

La segunda parte del partido empezó con 60% de dominio de la selección inglesa, que se mostraba mejor que en el primer tiempo. Sin embargo, todas las jugadas de contraataque de Bélgica terminaban en peligro para el arco de Pickford.

La selección de Southgate tuvo algunas grandes oportunidades, como una chance de Dier que buscó el arco ante una salida de Courtois, pero que se la mandó afuera el defensor Alderweireld cuando ya prácticamente estaba por entrar a la meta. También Dier y Maguire hacían dos remates de cabeza unos minutos después, errando por poco. Parecía que Inglaterra iba a conseguir el empate, pero las contras de los Diablos Rojos eran espectaculares, y a pesar de que a los 34 Meunier efectuaba un potente disparo que Pickford lograba frenar, a los 36 el arquero inglés no corrió la misma suerte: otra contra letal de Hazard permitió que se interne en el área, superó a Jones y batió a Pickford con un ajustado tiro al palo.

El segundo tanto hizo daño en el equipo de Southgate, que en los últimos minutos directamente bajó los brazos y aceptó el resultado.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *